sábado, 16 de abril de 2011

"TÚ ME INSPIRAS...", Mayte Dalianegra.

Tú me inspiras, amor, como hiedra que se lía
en mis huesudas articulaciones
para hacerme respirar el arrullo de una aurora
impenitente de miedos y de emociones.

Tú me inspiras como una vida que late
en la profunda matriz de una caverna
y se acomoda en la oscuridad estalactítica
 de su refugio de desbordada protección materna.

Tú me inspiras como sanguinolentas llamas
forjadas en hoguera de manos
y en crisol de proclamas.

Mayte Dalianegra.

Pintura: “Mater Triumphalis”, 1892, Annie Louisa Robinson Swynnerton, Museo de Orsay, París.

miércoles, 13 de abril de 2011

"SI NO FUERA POR TI...", Mayte Dalianegra.

Si no fuera por ti,
qué tristeza moraría en mi corazón,
qué desconsuelo.

Si no fuera por ti,
las cristalinas arañas de esos salones
donde danza la brisa de la nostalgia,
se desplomarían al unísono
sobre mi testa, quebrándola.

Si no fuera por ti,
y por tu sonrisa franca,
moriría cada noche sin ver despuntar el alba,
reventándome las sienes
torturadas por mi savia.

Si no fuera por ti,
me ahogaría en mares de salivas apretadas,
y en el salar de mi rostro
se desecaría el alma.

Si no fuera por ti,
esperanza de mis días,
ya no sería la vida un lugar por mí habitado.

Mayte Dalianegra.

Pintura: “Cena inconclusa en invierno”, Joanna Sierko Filipowska.

Safe Creative #1104128962888

sábado, 9 de abril de 2011

"SU MANO EN LA DISTANCIA", Mayte Dalianegra.

Tomó ella su mano en la distancia
y la condujo al centro de su pecho,
latía en él un corazón tierno,
un abismo recóndito de mansedumbres,
una sed implacable de amores
insondables perdiéndose en la gravedad
inescrutable y breve del ser,
de ese barranco infinito donde se despeñan los sueños
que no han tenido ni tendrán nunca un lugar.

Tomó ella su mano en la distancia,
para nunca más a ella renunciar.

Mayte Dalianegra.

Safe Creative #1104098934335

Pintura: “Cupid and Psyche in the nupcial bower”, (“Cupido y Psique en el tálamo nupcial”), 1793, Hugh Douglas Hamilton.
 

"CON MARFISA EN LA ESTACADA", Luis de Góngora.

A un caballero que, estando
con una dama, no pudo cumplir
sus deseos (1624).

Con Marfisa en la estacada
entrasteis tan mal guarnido
que su escudo, aunque hendido,
no lo rajó vuestra espada.

¿Qué mucho?, si levantada
no se vio en trance tan crudo,

ni vuestra vergüenza pudo
cuatro lágrimas llorar,
siquiera para dejar
de orín tomado el escudo.

Luis de Góngora.

Pintura: "Marfisa y Pinabellos" (1852), Eugene Delacroix.

"OH CLARO HONOR DEL LÍQUIDO ELEMENTO", Luis de Góngora.

¡Oh claro honor del líquido elemento,
dulce arroyuelo de corriente plata,
cuya agua entre la hierba se dilata
con regalado son, con paso lento!,

pues la por quien helar y arder me siento,
mientras en ti se mira, Amor retrata
de su rostro la nieve y la escarlata
en tu tranquilo y blando movimiento,

vete como te vas, no dejes floja
la undosa rienda al cristalino freno
con que gobiernas tu veloz corriente,

que no es bien que confusamente acoja
tanta belleza en su profundo seno
el gran señor del húmido tridente.

Luis de Góngora.

Pintura: "la ninfa acuática", Herbert James Draper, (1863 - 1920).

"AL TRAMONTAR EL SOL, LA NINFA MÍA", Luis de Góngora.

Al tramontar del sol, la ninfa mía,
de flores despojando el verde llano,
cuantas troncaba la hermosa mano,
tantas el blanco pie crecer hacía.

Ondeábale el viento que corría
el oro fino con error galano,
cual verde hoja de álamo lozano
se mueve al rojo despuntar del día;

mas luego que ciñó sus sienes bellas
de los varios despojos de su falda
-término puesto al oro y a la nieve-,

juraré que lució más su guirnalda
con ser de flores, la otra ser de estrellas,
que la que ilustra el cielo en luces nueve.

Luis de Góngora.

Pintura: "Ninfa", Gillaume Seignac, (1870 - 1924).

"MIS POETAS FAVORITOS", Luis de Góngora.

Luis de Góngora y Argote, (Córdoba, España, 1561-id., 1627). Poeta español. Nacido en el seno de una familia acomodada, estudió en la Universidad de Salamanca. Nombrado racionero en la catedral de Córdoba, desempeñó varias funciones que le brindaron la posibilidad de viajar por España. Su vida disipada y sus composiciones profanas le valieron pronto una amonestación del obispo (1588).

En 1603 se hallaba en la corte, que había sido trasladada a Valladolid, buscando con afán alguna mejora de su situación económica. En esa época escribió algunas de sus más ingeniosas letrillas, trabó una fecunda amistad con Pedro Espinosa y se enfrentó en terrible y célebre enemistad con su gran rival, Francisco de Quevedo. Instalado definitivamente en la corte a partir de 1617, fue nombrado capellán de Felipe III, lo cual, como revela su correspondencia, no alivió sus dificultades económicas, que lo acosarían hasta la muerte.

martes, 5 de abril de 2011

"POETA", Mayte Dalianegra.


De ti hablan los siglos, poeta,
y los vientos traen la voz de tus rimas,
el murmullo austero de letras que caen,
del gotear de tinta, del escandir
 las sílabas, de ese silabeo
que mueve los labios
y contornea el cielo del paladar
vetando el aire,
dilatando la memoria,
impidiendo al corazón latir hasta
que los versos fluyan como
torrentes,
¡a raudales!
desgarrando la tierra y las raíces
de los árboles que a ella se aferran,
rasgando las nubes,
originando tormentas y huracanes o,
simplemente acariciando,
con las manos suaves,
la brisa de un oído presto a escuchar,
de unos ojos dispuestos
a la lectura, de una boca
que articula, pausada
o apremiada, la indefinible
música que tu inspiración alumbra.

Mayte Dalianegra.

       Pintura: “Erato muse of poetry", ("Erato musa de la poesía"), 1870, Edward John Pointer.

Safe Creative #1103268815849

"SONETO ENAMORADO", Francisco Luis Bernárdez.

Dulce como el arroyo soñoliento,
mansa como la lluvia distraída,
pura como la rosa florecida
y próxima y lejana como el viento.

Esta mujer que siente lo que siente
y está sangrando por mi propia herida
tiene la forma justa de mi vida
y la medida de mi pensamiento.

Cuando me quejo, es ella mi querella,
y cuando callo, mi silencio es ella,
y cuando canto, es ella mi canción.

Cuando confío, es ella la confianza,
y cuando espero, es ella la esperanza,
y cuando vivo, es ella el corazón.

Francisco Luis Bernárdez.

Pintura: " Jeune femme ux roses", (" Joven mujer con rosas), 1913, Emile Vernon.

"AMOR ANTIGUO", Francisco Luis Bernárdez.

Amor antiguo, cuya sombra empaña
mi cariñosa propensión de ahora,
eres como una sombra de montaña
sobre el encendimiento de la aurora.

Amor antiguo, cuya pesadumbre
traba la agilidad de mi alegría,
eres la tiranía de la cumbre
contra la libertad del mediodía.

Amor antiguo, cuya voz sofoca
la nueva vocecita del cariño,
eres palabra de proyecta boca
en una boca inédita de niño.

Amor antiguo, cuyo sentimiento
hace caber el mundo en nuestro llanto,
eres el alma convertida en viento
y eres el viento convertido en canto.

Amor antiguo, cuya remembranza
cada amorosa perspectiva cierra,
eres esa emoción que sólo alcanza
quien se acuerda del mar desde la tierra.

Francisco Luis Bernárdez.

Pintura: "La Ola", 1896, William Adolphe Bouguereau.

domingo, 3 de abril de 2011

"NO SABRÁN", Mayte Dalianegra.

No sabrán ni tu nombre ni el mío,
no dirán de nosotros ni palabra,
hasta el tiempo danzará en nuestras exequias,
para honrarnos con el laurel del olvido.

No sabrán de mi nombre más que fui,
la que un día te juró amor eterno,
y en los brazos de la aurora, adormecida,
musité el sonido de tus besos.

No sabrán, vida mía, que te amé
como ama el rocío la alborada,
no sabrán que mi boca se fundió,
con la espuma de tu Río de la Plata.

Mayte Dalianegra.

Pintura: “Andrómeda”, 1869, Edward James Poynter.

"YA NO QUIERO MÁS BIEN QUE SÓLO AMAROS", Lope de Vega.

Ya no quiero más bien que sólo amaros
ni más vida, Lucinda, que ofreceros
la que me dais, cuando merezco veros,
ni ver más luz que vuestros ojos claros.

Para vivir me basta desearos,
para ser venturoso conoceros,
para admirar el mundo engrandeceros
y para ser Eróstrato abrasaros.

 La pluma y lengua respondiendo a coros
quieren al cielo espléndido subiros
donde están los espíritus más puros.

Que entre tales riquezas y tesoros
mis lágrimas, mis versos, mis suspiros
de olvido y tiempo vivirán seguros.

Lope de Vega.

Pintura: "Retrato de joven", Anne-Louis Girodet de Roussy, (1767-1824).

"PASÉ LA MAR CUANDO CREYÓ MI ENGAÑO", Lope de Vega.

Pasé la mar cuando creyó mi engaño
que en él mi antiguo fuego se templara;
mudé mi natural porque mudara
naturaleza el uso, y curso el daño.

En otro cielo, en otro reino extraño,
mis trabajos se vieron en mi cara,
hallando, aunque otra edad tanta pasara,
incierto el bien y cierto el desengaño:

el mismo amor me abrasa y atormenta
y de razón y libertad me priva.
¿Por qué os quejáis del alma que le cuenta?

¿Que no escriba, decís, o que no viva?
Haced vos con mi amor que yo no sienta
que yo haré con mi pluma que no escriba. 

Lope de Vega.

Pintura: "La Infanta Isabel Clara Eugenia con Magdalena Ruiz", Alonso Coello, s. XVI

"UN SONETO ME MANDA HACER VIOLANTE", Lope de Vega.

Un soneto me manda hacer Violante,
que en mi vida me he visto en tal aprieto;
catorce versos dicen que es soneto:
burla burlando van los tres delante.

Yo pensé que no hallara consonante
y estoy a la mitad de otro cuarteto;
mas si me veo en el primer terceto
no hay cosa en los cuartetos que me espante.

Por el primer terceto voy entrando
y parece que entré con pie derecho,
pues fin con este verso le voy dando.

Ya estoy en el segundo, y aún sospecho
que voy los trece versos acabando;
contad si son catorce, y está hecho. 

Lope de Vega.

Pintura: "Dante y su poema" o "Dante y la Divina Comedia", (1465), Domenico di Michelino. Catedral de Santa Maria del Fiore, Florencia.

"SONETO XIV, PASTOR QUE CON TUS SILBOS AMOROSOS", Lope de Vega.

Pastor que con tus silbos amorosos
me despertaste del profundo sueño;
Tú, que hiciste cayado de ese leño
en que tiendes los brazos poderosos,

vuelve los ojos a mi fe piadosos,
pues te confieso por mi amor y dueño
y la palabra de seguirte empeño
tus dulces silbos y tus pies hermosos.

Oye, pastor, pues por amores mueres,
no te espante el rigor de mis pecados,
pues tan amigo de rendidos eres.

Espera, pues, y escucha mis cuidados;
¿pero cómo te digo que me esperes,
si estás, para esperar, los pies clavados?


Lope de Vega.

Pintura: "Diana y Endymion", Louis Jean François Lagrénée, (1724 - 1805).

"MIS POETAS FAVORITOS", Lope de Vega.

Félix Lope de Vega y Carpio, (Madrid, 1562- id., 1635) Escritor español. Lope de Vega procedía de una familia humilde y su vida fue sumamente agitada y llena de lances amorosos. Estudió en los jesuitas de Madrid (1574) y cursó estudios universitarios en Alcalá (1576), aunque no consiguió el grado de bachiller.

Debido a la composición de unos libelos difamatorios contra la comedianta Elena Osorio (Filis) y su familia, por desengaños amorosos, Lope de Vega fue desterrado de la corte (1588-1595). No fue éste el único proceso en el que se vio envuelto: en 1596, después de ser indultado en 1595 del destierro, fue procesado por amancebamiento con Antonia de Trillo.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...